Fruit & Go

Novedades alimentarias

Mucho más que horchata de chufa

Deja un comentario

20130414-215220.jpg

Cervezas, aceites, dulces, harinas y cosméticos de chufa amplían las posibilidades de este cultivo tradicional mediterráneo de la región valenciana.

Los primeros en apreciar los valores alimenticios de la chufa fueron los egipcios. Cocían los tubérculos y los saboreaban como postre. Algunos faraones de las primeras dinastías llegaron a ser enterrados con sus rizomas. “Para ellos, la chufa era una planta sagrada, y por eso se la querían llevar a la otra vida. Se han encontrado en los ajuares funerarios no sólo de faraones, sino de nobles y artesanos”.

Una bomba nutricional

“Hay estudios científicos que demuestran que alivia el colesterol, es cardiosaluble, contiene ácidos oleico y fólico, fósforo y vitaminas del grupo B”.

De los 60 millones de litros que se venden en España, casi el 80% es industrial y embotellada. Y cuando a la horchata fresca le inyectas un golpe de calor de hasta 140 grados centígrados, matas todos los microorganismos beneficiosos para la salud.

La soja mediterránea

Fuera de España, la horchata se valora más por su aporte nutricional que por su sabor. A nivel organoléptico, por ejemplo, es muy superior a la leche de soja o a la de almendras.

Hoy, además de este refresco, también se elaboran cerveza, aceite y harina de chufa con el sello de producción ecológica. La chufa es la soja mediterránea, y además estos productos son 100% vegetales. No contienen gluten, colesterol, lactosa, conservantes ni colorantes.

Hace 2.500 años se hacía cerveza con chufas en Egipto, los romanos consumían su aceite y los árabes empleaban la harina de chufa como ingrediente en repostería.

En Valencia se han recuperado estas tradiciones con ejemplo de cervezas de horchata a 2 euros unidad. Además de esto también se elaboran mermeladas, turrones, muesli, chocolates, bombones, miel, patés, aceites y jabones que cuentan entre sus ingredientes con el pequeño tubérculo.

Hecha en casa

La horchata natural es una bebida artesana y el privilegio de saborearla ha estado siempre reservado a quienes tenían cerca de un elaborador. Pero eso también ha cambiado, en verano funciona un servicio de envío a toda España que se puede gestionar online. Otra opción es prepararla a partir de un concentrado como el que comercializa Terra i Xufa, que conserva todas sus propiedades.

Pero también puede hacérsela uno mismo. Lo permite el Chufa Mix, un invento capaz de convertir el tubérculo en la bebida en cinco minutos con la ayuda de cualquier batidora. “Lo llenas de agua, metes chufa molida en el filtro, la dejas reposar cinco minutos, lo pasas otro minuto por la batidora, lo cuelas, y ya tienes una horchata 100% natural, a la que sólo le falta añadirle, si quieres, azúcar o endulzante”, explica Monforte. También se puede usar para hacer bebidas a base de nueces, avellanas, almendras, semillas de sésamo o alpiste.

Fuente: ecoavant

También te puede interesar:
Propiedades saludables de la horchata.
Aspectos nutricionales y dietéticos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s